Blogia
THE OMAR HERALD

Nuestro Ejemplo

 

Hace 41 años caía asesinado el Comandante Ernesto Che Guevara en la selva Boliviana. Ese duro golpe junto a la caída de la Unión Soviética, fueron quizás las victorias más importantes del Imperialismo sobre la conciencia de los pueblos. Uno desde el punto militar, desde la táctica y estrategia guerrillera. El otro desde el punto de vista político y económico. Tan duro fueron esos golpes que los medios de comunicación masiva, volvieron una y otra vez sobre ellos, con que “la revolución cubana fue un hecho único e irrepetible, y que las burguesías habían aprendido la lección”. Y desde la desaparición de la URSS “que el capitalismo había triunfado de manera aplastante, que la revolución ya no era posible, y que no valía la pena luchar por utopías.”

Pero, contra toda lógica Imperial, los pueblos siguen luchando, se siguen levantando contra la desigualdad, las injusticias y acumulando experiencias. Con nuevos métodos de lucha y organización. Y con la Revolución Cubana como exclusivo referente, Ese ejemplo que se mantiene vivo a capa y espada.

Y entonces se dan los procesos en Bolivia, Ecuador, Nicaragua y Venezuela. Con sus diversos matices y niveles de organización. Y hoy, su exitoso sistema capitalista hace agua por todos lados. No pueden parar su crisis ni emitiendo billones de dólares. Millones de personas están siendo esquilmadas con las famosas hipotecas, van a perder irremediablemente sus casas, sus autos y su sistema de vida.

Algún día los trabajadores del primer mundo imperialista, también tendrán que recurrir a El Che. Para poder interpretar la realidad y quebrar al sistema que los tiene domesticados y estupidizados. Y tendrán que aprender de Cuba y su pueblo. Que siguen marcando caminos. Siguen siendo la luz que nos ilumina.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

SARCO -

EL SOCIALISMO, LA VERDADERA ALTERNATIVA.

Un día muy especial para recordarnos hoy más que nunca que el Socialismo sigue siendo la única alternativa para la liberación y el verdadero desarrollo de los pueblos. El Che Guevara dio su vida en pos de ello y hace 41 años le quitaron su vida física pero en el mismo acto nacía un nuevo Che que viviría en las generaciones futuras. Hoy el sistema capitalista cruje y se encamina a un replanteo estructural como ya ha ocurrido antes, desde la revolución industrial en adelante. La historia nos enseña que de las crisis más profundas que el capitalismo generó las elites internacionales reacomodaron sus fuerzas y poder recurriendo a las armas. El panorama que se avecina no es del todo alentador y más allá de la satisfacción que me produce ver desmoronarse el castillo de naipes financiero que montaron, no dejo de reconocer que fuera de los países que intentan seguir a Cuba, el resto como Argentina, muy lejos están de ofrecer medidas que mitiguen el daño que a la mayoría de los pueblos nos espera. Creo que en el contexto actual los Estados debería tomar el control absoluto de las áreas clave de la economía: Alimentos, Energía, Sistema bancario. Pero no como lo está haciendo el Imperio, salvando las pérdidas de los especuladores con plata de los ciudadanos; si no transfiriendo el control al Estado para desde allí asegurar los recursos y comenzar a redistribuir la riqueza que el aparato productivo en manos privadas concentra y transfiere a la especulación financiera. Hoy más que nunca debemos tener prudencia, no escuchar los cantos de sirena y aferrarnos a lo nuestro en unión con los pueblos originarios que con su sabiduría milenaria han sabido preservar la primera y principal fuente de sustento de la humanidad: El planeta.
Hasta la Victoria siempre!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres